martes, 1 de octubre de 2019

Furancho A de Marcos

Furancho A de Marcos
Gañon 34 - Xil
Pontevedra

Furanchos o Loureiros, locales típicos de la costa y sur de la provincia de Pontevedra, donde acondicionan una parte de la casa en la que venden para degustar o llevar los excedentes de la cosecha de vino del año, además se pueden probar diversos platos para acompañar los vinos.

En este furancho en concreto el vino alvariño viene en botella sin etiquetar, en otros locales los sirven directamente en jarra, aquí tenemos un vino ligero que se bebe muy bien, algo afrutado y que está en 6€ la botella.




El local es amplio, dispone de comedor interior y exterior debajo de una gran parra.

Los platos son los típicos de estos locales: tortilla, cordero, pimientos... Pero hay que destacar tres platos sobre los demás, las navajas, zamburiñas, ambas van con la misma salsa que está exquisitas y los mariscos, son grandes y de mucha calidad, también merecen mención a parte las croquetas caseras de Chocos, muy recomendables. Ambos mariscos tiene el precio de 12€.



Como segundo platos nosotros tomamos una picaña que estaba en su justo punto, la traen acompañada de patatas y pimientos en un plato de barro caliente, tiene un preico de 12€

Hay también variedad de postres caseros y chupitos.

Te puedes dar un buen homenaje de marisco y carne por unos 40€ para dos personas

Nota: 7/10 sin duda es un local con encanto y con buena relación calidad/precio

martes, 24 de septiembre de 2019

Parrillada Gallega 2019, Coruña

Parrillada Gallega 2019
R/ Almirante Cadarso, A Coruña


Nuevo local de reciente apertura, apenas con unos 15 días de vida, especializado en en carnes a la brasa, y sobre todo en tablas.





El local es grande, anteriormente durante muchos años fue ocupado por un local de comida italiana. Tiene una zona de entrada con mesas para picoteo, y una zona trasera reservada para las comidas, hay que decir que fuimos un sábado y estaban todas las ocupadas por lo que es importante reservar mesa.




Unas tablas variadas, que como pudimos comprobar dan tranquilamente para comer 2 personas cada una, acompañadas con patatas fritas, ensaladas, o wok de verduras, cada tabla tiene algún acompañante. Las carnes a la brasa están en su justo punto, lo que demuestra que estén especializados en estos platos.




La carta de vinos es algo escasa, pero tienen referencias distintas de lo habitual.




En cuanto a los postres quizás es lo que menos me gusto de todo, la tarta de la abuela se hace muy mazacote con chocolate fundido literalmente muy fuerte, y con muy poca crema.




En resumen, un local ideal para comer unas tablas para compartir, con unas vistas a la bahía coruñesa espectaculates y por poco dinero, en esta visita y para 6 personas con vino cervezas, chupitos, postres y 1 entrante para compartir la cuenta salió por 18€ por cabeza, lo que no está nada mal.




Nota  6.5/10